jueves, 4 de julio de 2013

(22) PREPARACIÓN PARA EL SENDERO


            A los discípulos y aprendices.

Una nueva rosa debe florecer en la Humanidad

            En el pasado fue transmitido todo un compendio de conocimientos esotéricos y metafísicos a través de discípulos entrenados para esa labor y debidamente alineados con la Jerarquía Solar Planetaria. La Gnosis oculta fue dada por pasos para ofrecer el “a-b-c” de un conocimiento por siempre velado. Se permitió conocer las bases teóricas sobre las que se sustenta el “camino interno” o Sendero, el cual debe ser, y es, vivencial y experimental, no tan solo teórico, como parecen interpretar algunos amantes de la erudición metafísica.
            Esas bases deben ser estudiadas y comprendidas antes de hollar el Sendero, por que de lo contrario el aprendiz sucumbiría ante cada tramo del Camino al encontrar los desafíos, propios de tal aventura ocultista. No es deseable que los hombres ingresen al Sendero sin preparación previa adecuada; y si bien hubo y hay casos en que esto ha ocurrido, ha sido solo contadas veces, en casos muy puntuales y especiales, debido a que la condición álmica del peregrino y características favorables de la personalidad, permitieron su ingreso en el Sendero, a pesar de su falta de instrucción concreta. Pero para la gran mayoría de los estudiantes, la preparación a través del estudio y la investigación seria y exhaustiva de temas esotéricos es indispensable para que eventualmente el Portal Interno se abra finalmente y la tarea ocultista comience.

            La preparación instructiva puede llevar varias vidas, hasta que el intelecto ha asimilado muy bien los conceptos básicos del esoterismo. Todo lo que en una vida fue investigado y asimilado intelectualmente es recuperado en esencia en la siguiente reencarnación. Lo que queda del estudio no es el lenguaje, las palabras, o las ideas concretas; lo que es “guardado” y “recuperado” de una vida en otra es la COMPRENSIÓN, es decir, el fruto ó síntesis de toda la investigación y el estudio. Esto ocurre así también con todas las experiencias de vida en sus distintos niveles; pero aquí nos interesa dar una explicación más clara de los procesos de preparación interna del “estudiante”, lo cual se produce de vida en vida, y es gradual y progresivo.
            El interés temprano que sienten algunos hombres por temas de espiritualidad, metafísica y esoterismo, es simplemente el empuje del alma para completar lo que ya fue emprendido en vidas anteriores. Es estudio de esoterismo es una preparación del aspirante al Sendero, que lleva vidas, por lo tanto, en cada vida sentirá una inclinación cada vez más poderosa hacia el estudio y cada vez se producirá con una mayor necesidad de profundizar más en los misterios ocultos de la vida y la existencia.
            Cuando el estudio ha concluido, al menos en lo que respecta a la etapa de preparación básica, el aspirante ya se encuentra en condiciones de ser puesto a la vera de pruebas internas que forman parte del Camino Interno o Sendero.

            ¿Qué es el Sendero?
            Es esta una palabra comúnmente empleada en Gnosis y Teosofía. Sendero, en ocultismo, es un camino de conquista interior, donde diferentes pruebas y desafíos se presentan.
            El peregrino no puede transitar el Sendero sin AUTOCONOCIMIENTO en todo los niveles de su ser. Es por ello que es de vital importancia, y parte esencial en su preparación previa, el estudio de la constitución humana, la fisiología de cuerpo, alma y espíritu. Sin conocimiento claro y preciso de los planos y subplanos que componen su naturaleza, y sin saber cómo funcionan, no podrá transitar el Sendero. Pero existe una diferencia entre el estudio de conceptos teóricos y la práctica y percepción directa; así como existe una gran diferencia entre estudiar una ruta a través de un mapa, y “transitar” esa ruta directamente. El estudio sirve para dar confianza al peregrino al comenzar el Sendero con sus propios pies, pero cuando ya ha avanzado lo suficiente, el conocimiento de los ‘planos’ que han sido estudiados en forma teórica se torna bastante obsoleto, por que la realidad directa supera a la teoría, y todo lo que era entendimiento intelectual y mental, se pone a prueba nuevamente. Es por ello que la “apertura” es un aspecto muy importante que debe cultivar quien se sienta llamado a la investigación esotérica. Por más aplicación que se tenga en el estudio, si no hay apertura mental, una condición llamada serena expectación sin esperar resultados fijos, sin esta condición, el caminante se bloquearía en el Sendero al aparecer las verdaderas y desafiantes pruebas internas.
            Debe comprender todo estudiante que todo el bagaje de conocimiento esotérico que fue dado a la humanidad, por intermedio de los discípulos de la Jerarquía Solar Planetaria, ha sido pensado para la PREPARACIÓN adecuada de los aspirantes al Sendero; pero esto no significa que todo lo que fue dado es ‘toda la verdad’…, como muchos aspirantes vemos que creen; no significa que todo lo que fue transmitido no pueda estar sujeto a modificaciones más ampliadas y esclarecedoras. Esto debe ser reflexionado, por cuanto vemos en muchos estudiantes de gnosis, teosofía y escuelas variadas de ocultismo, una actitud de recelosa defensa de los conocimientos que ellos consideran la clave de las Enseñanzas ocultas, y sin que lo vean, esto produce “callosidades mentales” que les impiden fluir con mayor libertad y originalidad en el área mental, lo cual a la vez les cierra la puerta al Sendero. Por eso recordamos esa condición básica que debe tener todo estudiante, como preparación para el Camino Interno: LA APERTURA.
            El estudio del conocimiento ofrecido por la Jerarquía a través de discípulos conocidos y renombrados, es necesario, pero el apego a esos conocimientos no es deseable, y es una traba en el Sendero.
            Como estudiantes, debéis aprender a ver esto, por que de lo contrario, aquello que pensáis que os puede liberar, estará bloqueando vuestro paso para ir más allá… Son estos tiempos de cambios y reflexión profunda. Comprenda cada cual según su capacidad.
            ESTUDIO y APERTURA son los aspectos tratados en esta transmisión, así como la PREPARACIÓN básica y sine qua non para todos los aspirantes a entrar en el Sendero real que conduce a la revelación de las verdades profundas de la Vida.

PAZ SOLAR EN LOS CORAZONES